fbpx

Es una realidad que con el paso de los años la mayoría de negocios se han quedado desactualizados. Muchos tienen una web que hicieron hace una década y que no transmite ni conecta con los clientes en absoluto, otros en cambio, llevan años subsistiendo con su negocio a pie de calle sin prestar ni un mínimo de atención a la parte digital de su negocio (no tienen página web).

Nosotros vamos a quedarnos con los negocios que sí tienen una web, aunque sea totalmente disfuncional. Lo primero que tengo que decirte es que si estás leyendo esto seguramente formes parte del inmenso grupo de negocios que han decidido digitalizarse, pero no saben por dónde empezar, no conocen a ningún profesional que pueda ayudarles o todo lo que han leído por internet les suena a chino.

Esto es completamente normal, nadie nace aprendido, pero tanto tú como yo sabemos que a día de hoy un negocio que no vende sus productos o servicios de manera online o como mínimo de forma híbrida (negocio físico + online) tiene los días contados, a estos negocios sin web yo les llamo “negocios dinosaurio”, porque están predestinados a extinguirse.

UNA AUTÉNTICA LOCURA

Las estadísticas de los negocios que han cerrado o están pasando por una mala racha en los últimos años son alarmantes, sin ir más lejos en el año 2020 cerraron más de 200.000 empresas y 300.000 autónomos cesaron su actividad laboral sólo en España.

Si estas cifras no te asustan y te hacen replantear la posición de tu negocio te aconsejo que abandones esta post ya que lo que vengo a contar no es para ti, pero si te quedas estoy seguro de que los siguientes puntos van a cambiar tu negocio por completo, vamos a ello:

1. Títulos atractivos:

Intenta escribir titulares interesantes, que generen intriga y curiosidad en el visitante. Puede que a simple vista no sea tan relevante este punto, pero te pondré un ejemplo para que veas su importancia:

«Los negocios online no duran demasiado tiempo»
Este titular no transmite nada, no produce una sensación de curiosidad o alerta, es una frase vacía de cara al usuario y seguramente su CTR (Click Trought Rate – % de clics) sea nulo o muy bajo.

“9 de cada 10 negocios online no supera el primer año”
En cambio este otro titular nos proporciona el mismo mensaje pero con la diferencia de que sí transmite, sí conecta y si incita a hacer clic. Estamos utilizando una estadística para concienciar al usuario de la relevancia de la noticia y darle credibilidad.

2. Llamadas a la acción llamativas (CTA´s):

Este punto puede que sea uno de los más importantes que vamos a tratar en este artículo. De todas las webs que me llegan la mayoría tienen algo en común, los botones de llamada a la acción (también conocidos como CTA´s) están mal colocados, no son llamativos, hay escasez de ellos o muchas veces son innecesarios.

¿Cómo puedo saber dónde, cómo y cuándo colocar un CTA?

Vayamos por partes:

No existen las ubicaciones exactas para todas las webs ya que cada una tiene un objetivo y una estrategia, pero voy a desglosar varias ideas para que revises tu web y compruebes si se cumplen o podría ser interesante añadir un CTA ahí:

  • Tras la presentación/explicación de tu producto o servicio.Nada más aterrizar en la página de inicio de tu web.
  • En los artículos de tu blog.
  • En el menú de navegación.
  • En tus pop-up (ventanas emergentes).
  • En la página personalizada de error 404.

¡OJO! No necesariamente tienes que poner un CTA en cada una de esas partes, todo dependerá de tu estrategia. Lo que sí te recomiendo es que definas un objetivo y el 80-90% de tus CTA´s dirijan al usuario a cumplir con ese objetivo, ya sea una reunión contigo, descargar un recurso gratuito, etc.

Si hablamos de hacer un CTA llamativo hablamos de diseño. Es fundamental que los botones de llamada a la acción de tu web resalten por encima de todo, con esto me refiero a que el color de los botones contraste con el fondo de tu web y el resto de elementos. Si el fondo es blanco, el texto negro y las imágenes grises, quizá un botón en amarillo sea suficiente para llamar la atención (aquí entra en juego el branding que hayas definido para tu marca/web).

Cuando hayas diseñado esos botones y quieras comprobar si realmente son llamativos, te voy a dar un pequeño truco:

  1. Reduce la ampliación de la ventana de tu ordenador hasta que seas incapaz de leer el texto (a un 30% será suficiente).
  2. Ahora comprueba que tus CTA´s resaltan del resto de la página como si de una mancha de color se tratase.
  3. En caso de que sí veas el botón (no el texto del botón) y el resto de la página esté difuminada, entonces tus botones ya son llamativos.

3. Puntos de fuga:

Es muy frecuente encontrarse con landing pages o squeeze pages (son páginas de venta o de captación de datos) que tienen ciertos botones, enlaces o banners que te desvían del objetivo de dicha página, la conversión.

Muchas veces la falta de ventas se debe a este punto, y la solución es tan sencilla como “blindar” la página de venta para evitar que el usuario pueda ir a otras páginas, productos, etc.

¿Cómo hacemos esto?

  • Eliminamos el menú y el footer (pie de página). Si trabajas con WordPress y Elementor puedes hacer esto poniendo la página en “Elementor canvas”.
  • Eliminamos los enlaces a las redes sociales. Está genial que quieras llevar a los visitantes a tus redes para que te sigan e interactúen contigo, pero una página de venta es para vender y debes evitar poner distracciones.
  • Quita tus banners publicitarios o CTA´s que no lleven a la venta.
  • Evita promocionar otros productos o servicios en la página de venta que no tengan ninguna relación con lo que se vende en ella. Si vendes un curso de diseño web y además quieres vender un libro de recetas para hacer postres, no lo hagas en la página de venta del curso (por favor)

Si tu página de ventas sigue sin vender una vez aplicados los 3 puntos anteriores, puedes contactar conmigo haciendo clic en el botón que encontrarás justo debajo de este párrafo para que revisemos qué puede estar fallando y de esta manera pueda ayudarte a mejorar tu página de ventas.

4. Captación de leads:

Antes de explicar este punto, definamos lo que es un lead:

Lead = Son los datos de contacto que el usuario nos entrega (correo electrónico, teléfono…) a cambio de un recurso gratuito, formación, etc.

¿Para qué queremos sus datos de contacto?

Puede parecer una tontería, pero hay negocios que pagan decenas de euros por 1 sólo lead, pero el por qué de esto da para varias páginas más. El uso que le daremos a esos datos de contacto que el usuario nos ha dejado son puramente estratégicos.

  • Podemos utilizarlos para enviar automatizaciones de email marketing que guíen a ese usuario a comprar otro producto o servicio.
  • Podemos hacer campañas de retargeting para que el usuario finalice su compra en caso de haber dejado el pedido a medias.
  • Podemos utilizarlo para enviarle nuestras últimas publicaciones del blog y que interactúe con ellos.
  • Podemos fidelizar ese cliente y hacer que recomiende nuestros productos o servicios.
  • Etcétera.

¿Cómo podemos captar esos leads?

Lo primero es crear un Lead Magnet (recurso gratuito) que solvente un problema concreto en nuestro público objetivo, sea atractivo y fácil de consumir. Hablaré de cómo crear buenos Lead Magnet próximamente en mi blog y mis redes sociales.

Lo segundo es colocar ese Lead Magnet en nuestra página web de forma visible y estratégica junto a un título atractivo, ya sabes, lo que hablábamos en el primer punto.

Puedes crear este recurso con herramientas gratuitas como Canva fácilmente, encontrarás más información si lo deseas haciendo un par de búsquedas acerca de que tipos de Lead Magnet existen, yo te voy a desglosar algunos para que elijas el que creas conveniente:

Lead magnet ESCRITOS:

  • E-book.
  • Checklist.
  • Listado de recursos.
  • Plantillas.

Lead magnet EN VIDEO:

  • Masteclass.
  • Webinar en vivo o automatizado.
  • Tutorial.
  • Curso gratis o acceso a los primeros vídeos de un curso de pago.

Lead magnet EN AUDIO:

  • Podcast secreto.
  • Audios de (tu temática). Por ejemplo: Audios de meditación para entrar en estado de flow.
  • Llamada 1 a 1 para resolver dudas durante x tiempo. (No te lo recomiendo si no te «sobra tiempo» ya que no recibirás ningún ingreso por la llamada aunque sí es más probable que te compren después).
  • Acceso al audio de una entrevista/reunión privada hablando de x temática.

Lead magnet EN PERSONA:

  • Asesoramiento empresarial.
  • Entrenamiento personal de x tiempo gratuito.
  • Servicio de consultoría.
  • Entrega de algún producto de tu marca.

¿Qué hago cuando ya tengo sus datos de contacto?

Aquí tienes varias opciones, yo te recomiendo que crees una estrategia de email marketing y evites que esos contactos se olviden de ti, es decir, envíales correos frecuentemente contando alguna historia que pueda interesarles, contando tus experiencias, aportándoles contenido de valor que pueda ayudarles, etc.

¡CUIDADO DINOSAURIO!

Si sólo envías correos ofreciendo tus productos o servicios lo único que vas a conseguir es que se den de baja de tu lista de correo y pierdas esos leads que tanto te ha costado conseguir, además de perder la oportunidad de tener un cliente futuro debido a que “le has espantado” con tanta venta. Con esto no quiero decir que no debas enviar emails de venta, por supuesto que sí, lo que quiero decir es que tras varios días o semanas tratando otros temas en tus emails sí puedes promocionar tus productos/servicios, pero no siempre.

¿Cómo hago para enviar esos emails?

Pues existen multitud de plataformas, si no quieres gastar nada de dinero puedes optar por GetResponse, podrás enviar emails hasta a 1000 contactos pero está muy limitado.

Yo te recomiendo la plataforma de email marketing que yo utilizo y que calidad/precio es la mejor, puedes crear automatizaciones, segmentar a tus contactos, etc, de forma súper intuitiva. La plataforma es tambien GetResponse PRO, te dejo justo aquí debajo el enlace a la herramienta para que empieces a darle vida a tus leads y te incluyo un Curso Gratis de como utilizarlo paso a paso.

Consigue 30 días de prueba sin coste alguno en GetResponse PRO

5. Lo justo y necesario:

No me digas que no has visto formularios con 10 campos que rellenar con el objetivo de descargarte una simple guía o reservar una cita con esa persona, bien, pues eso es justo lo que debemos evitar jajajaja.

Si el objetivo es que el usuario nos envíe sus datos de contacto, lo lógico es que se lo pongamos lo más fácil posible ¿No crees?

Vamos al grano, ¿Qué información debo pedir a los visitantes?

Y la respuesta (como casi siempre) es depende, si vendes consultorías 1 a 1 seguramente además del email y el nombre tendrás que conocer su número de teléfono, preferencia horaria, fecha y hora para la consultoría, etc. Como te digo, todo depende de tu estrategia y nada es 100% como yo te lo estoy diciendo, tómate estos “tips” como una hoja de ruta.

Hay 2 datos que sí o sí debes pedir: Nombre y correo electrónico. A partir de ahí, pide lo que consideres necesario para tu estrategia de marketing.

6. Evita los tecnicismos:

A diferencia de lo que muchos “negocios dinosaurio” piensan, hablar con un vocabulario complejo, con tecnicismos y términos que EL USUARIO NO VA A ENTENDER te impide progresar.

¿Cómo es posible esto?

Imagina que vas al médico con un dolor de cabeza fuerte, te hace unas cuantas pruebas y cuando te entrega el pronóstico te empieza a explicar las partes del cerebro, el funcionamiento de las neuronas, el hipocampo, las membranas…

Tras 10 minutos hablando te entrega la medicación y te vas, llegas a tu casa y tu pareja/amigo/familiar te pregunta qué te ha dicho el médico, con cara de póker le respondes que lo único que has entendido es que tienes que tomarte esos medicamentos.

¿Qué impresión te ha dado ese médico?

Está claro que sabía de lo que hablaba, pero hablaba para sí mismo y no para ti, tú no te has enterado de por qué te duele la cabeza ni de cómo prevenir ese dolor en caso de que pueda volverte. En tu cabeza sólo hay un montón de tecnicismos desordenados que no entiendes qué hacen ahí. Unas semanas más tarde vuelve a dolerte la cabeza pero esta vez decides ir a otro médico ya que el anterior no te dejo las cosas nada claras.

Volviendo a tu página web, si estás utilizando tecnicismos pensando que así sonarás más profesional y “guay”, lo único que vas a conseguir es que tus posibles clientes salgan corriendo (estás siendo el médico 1).

En cambio si escribes tus textos pensando en que hasta un niño de 10 años debería entender lo que ofreces, no sólo atraerás más clientes, sino que estos no querrán buscar a otro profesional que no seas tú (estás siendo el médico 2).

¿Lo pillas? Espero que me haya explicado con claridad y no haya sido el médico 1 jeje.

7. Incluye testimonios (Social proof):

Esto es crucial, hay muchas personas que sólo compran si ven que otros han comprado ese producto o servicio y han quedado satisfechos. Puede que los 6 puntos anteriores estén perfectos y aun así, habrá personas que necesiten el impulso final de los testimonios para darle clic al botón de comprar.

¿Cómo puedo añadir testimonios en mi web?

Si quieres mostrar muchos testimonios porque consideras que es lo más adecuado para tu negocio, mi consejo es que crees una página nueva sólo para los testimonios, no los pongas en la página de inicio cómo si se tratase de una web de vídeos de stock.

Si trabajas con un maquetador visual como Elegan Theme, te será tan sencillo como arrastrar y soltar el widget de “vídeo” y poner la URL de éste en el widget. Puedes utilizar Vimeo para almacenar tus vídeos si prefieres pagar un poco de dinero por esta herramienta, sino siempre puedes recurrir a YouTube.

¿Qué formato es mejor para los testimonios?

Por experiencia he de decirte que los testimonios que más conectan son los que están grabados en vídeo. Si por algún motivo tus clientes no se ofrecen a grabarse un pequeño vídeo de 30 segundos a 1 minuto por vergüenza o miedo, puedes pedírselo en formato texto aunque éstos tendrán menor credibilidad debido a las malas prácticas de algunos “gurús”.

Los vídeos intenta que sean en formato horizontal, quedan mucho mejor a nivel visual.

8. Creativos de calidad:

Normalmente las fotos y vídeos de tu página web son lo primero que mira el usuario, esto no es un caso aislado de unas cuantas personas, forma parte de nuestra biología pero esto es otro tema.

Si tienes experiencia diseñando webs sabrás que antes de subir una foto hay que optimizarla.

¿En qué consiste esto?

Básicamente consiste en reducir el peso (kb) de esa imagen al máximo para que la carga tanto de la web como de la propia imagen sean rápidas. Podríamos hablar de pesos adecuados, medidas, etcétera, pero considero que no es necesario por ahora.

El problema de optimizar las imágenes es que éstas suelen perder calidad y por eso es importante que encuentres una relación de optimización/calidad que no haga que tus imágenes se ven ultra pixeladas.

La herramienta que utilizo yo para optimizar mis imágenes se llama Squoosh. Esta herramienta te permite redimensionar tus imágenes, reducir la calidad a tu gusto, etc.

Existen otras herramientas como tinypng (la del osito) pero no te dejan reducir la calidad a tu gusto sino que la reducen automáticamente.

9. Como Rayo McQueen:

No puedo hablar de este punto como si lo dominara ya que es un punto que no logro optimizar correctamente. Conozco técnicas para mejorar la velocidad de carga pero por x razones no me funcionan o no las aplico correctamente. Dicho esto hablemos del punto:

Algunas fuentes dicen que si la velocidad de carga de tu web supera los 3 segundos, la probabilidad de que el usuario abandone la web aumenta hasta el 32%, a mayor tiempo de carga mayor probabilidad de abandono (evidentemente).

Son datos que realmente asustan, es posible disminuir esa probabilidad por debajo del 32% pero personalmente considero que no es una tarea sencilla. Podemos hacer lo siguiente aunque ya te adelanto que tendrás que profundizar en cada uno de los puntos para saber cómo funcionan:

  • Optimizar las imágenes lo máximo posible.
  • Optimizar el HTML, CSS y Javascript (puedes hacerlo con plugins).
  • Elimina contenido y elementos innecesarios.
  • Utiliza plugins de caché (Yo utilizo WP Rocket).
  • Utilizar sistemas de CDN (Mi recomendación es Cloudflare).

¿Cómo puedo saber si mi web necesita optimizar la velocidad de carga?

En unos minutos tendrás un desglose de cuánto tarda en cargar tu web, qué elementos tardan más tiempo en cargar, cómo optimizarlos, etc.

La herramienta para medir la velocidad que personalmente utilizo es Pingdoom Tools.

10. Seamos Picasso:

No hablo de tener una web bonita (que también), hablo de diseñar tu página web pensando en tu público objetivo y no en tus gustos personales. Me he tomado con varios negocios dinosaurio que se sorprendían cuando les decía que el diseño de su web estaba obsoleto, como a ellos les encantaba no podían entender cómo los clientes no compraban.

Si ya has aplicado los 9 puntos anteriores entonces es el momento de mezclar todos en un mismo “envase”, tu web. Pongámonos en la situación de nuestro cliente ideal y hagámonos las siguientes preguntas:

¿Qué hay en esta web para mí? : Titular atractivo con lo que ofreces o bien presentar tus productos o servicios.

¿Por qué debería confiar en ellos? : Elementos de autoridad (marcas con las que has trabajado, presencia en medios de comunicación, etc).

¿Quién hay detrás de todo esto? : Sobre mí o sobre nosotros presentando a tu equipo o a ti mismo/a. Intenta crear una página sólo para esto.

¿Son de fiar? : Elementos de confianza (testimonios, casos de éxito, referencias, etc),

Con estas 4 sencillas preguntas será suficiente para empezar a crear el boceto de tu web (ojo, esto es un ejemplo muy muy básico para que comprendas este punto, no sería suficiente para tener una web estratégica).

Si quieres ahorrarte los dolores de cabeza que conlleva hacer una web estratégica, mi consejo es que delegues esas tareas en una persona que ya conozca el paso a paso y haya diseñado webs así en otras ocasiones.

Si has llegado hasta mi es porque algo en tu negocio no va del todo bien, y si estas en este Post puedo hacerme una idea de que tiene que ver con tu página web. No vengo a venderte nada ya que el objetivo de este artículo es ayudarte, pero vender también es ayudar.

¿Qué clase de emprendedor sería si no te ofreciera un servicio que puede ayudarte?

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies